Busy Philipps cuenta cómo fue maltratada por el actor James Franco

Busy Philipps
Busy Philipps

Cuando surgía el movimiento #MeToo

Por aquellos días en la que empezaba a surgir el movimiento #MeToo, el nombre de James Franco también salió a relucir. Varias compañeras lo acusaban de tener un comportamiento despreciable y humillador.  La actriz Busy Philipps fue una de ellas, quien narra cómo fue su desagradable experiencia con Franco.

(Lee también: Itatí Cantoral explica por qué se separó de Eduardo Santamarina)

Franco se desempeñaba como actor, director y escritor, compañeras de reparto y alumnas lo acusan de sobrepasar sus límites. De hecho, Franco fue muy irrespetuoso con algunas alumnas de él en su paso corto como profesor. Ellas cuentan que cuando grababan escenas delicadas, él les quitaba la pegatina de sus genitales sin su consentimiento. Además, se conoce el caso de haber despedido a una actriz por negarse a realizar un denudo.

Busy Philipps
James Franco

Busy Philipps cuenta cómo fue

Otras de las víctimas de este actor fue Busy Philipps, quien relató su desagradable experiencia con James Franco. La situación ocurrió cuando ambos contaban con unos veinte años y participaban en la comedia “Geeks and Freaks”. De hecho, ya la propia Philipps hace mención en su libro “This Will Only Hurt a Little” de quien hacía de novio en la ficción. Incluso en una oportunidad ya había hablado de esa parte poco amable del actor.

 

Lo que ella cuenta es que el actor tenía la costumbre de quitarle las líneas de diálogo que ella debía de decir. De hecho, en una ocasión perdió su guion mientras grababa una escena en la que ella debía propinarle un ligero golpe al actor. Al respecto ella ha asegurado:

Recuerdo que me agarró de los brazos y me gritó acercando su rostro al mío: ‘¡No me vuelvas a tocar nunca más!’. Y me tiró al suelo de un empujón. Caí de espaldas con la suficiente fuerza como para quedarme sin respiración.

Luego de la escena el actor le  tocó pedirle disculpa prácticamente obligado por los productores. Sin embargo, ella no fue capaz de contar esa situación a su manager.

A diferencia de otras situaciones como la de Kevin Spacey o Louis C.K., es que Franco dio la cara para explicar que muchos de esos relatos carecían de exactitud. Aunque defendió en todo momento sus derechos y la de otras víctimas.

(Lee también: Dejaron en shock a Penelope Cruz al rodar “Loving Pablo”)